¿Qué le hace falta a Sheinbaum? * Honestidad Intelectual * Aeroméxico y su campaña negra 

¿Qué le hace falta a Sheinbaum? * Honestidad Intelectual * Aeroméxico y su campaña negra 

ÍNDICE POLÍTICO 

FRANCISCO RODRÍGUEZ 

¿Qué le hace falta a Sheinbaum? * Honestidad Intelectual * Aeroméxico y su campaña negra 

Por más que su jefe Andrés Manuel López Obrador le levante el brazo… 

… por más que el mismísimo Presidente de la República haga sentir que es a ella a quien quiere para continuar con el hasta ahora fallido proyecto de la Cuarta Transformación… 

… por más actos populacheros –no populares, sí populacheros– que le organicen… 

… por más que repartan tarjetas para canjear por “ayudas sociales” que hasta lleven su nombre… 

… Claudia Sheinbaum no consigue despegar hacia la precandidatura presidencial. 

¿Qué le hace falta?, deben preguntarse los carísimos estrategas de los más reputados despachos de consultoría política contratados para el efecto. 

Hasta ahora no han encontrado la respuesta. 

Lo que sí saben es que –como se ha dicho ya en muchísimas ocasiones– mucho la perjudica el haberse convertido en la caja de resonancia de toooodo lo que dice y hasta hace López Obrador. 

Eso no le gusta ni a los lopezobradoristas. 

AMLO sólo hay uno –¡gracias a Dios!– y ni los amlovers quieren un clon. 

¿Qué hacer con Sheinbaum? ¿Qué le hace falta?  

Ya la vistieron con una falda que llevaba bordada la imagen de la Virgen de Guadalupe… y no pegó. 

En Semana Santa la llevaron como espectadora a la celebración de La Pasión en Iztapalapa… y tampoco pegó. 

Ella, por su parte, tampoco se ayuda. 

Su rostro es demasiado serio hasta cuando muy de vez en vez dice o hace alguna broma. 

Sus pleitos con los opositores a Morena la hacen ver intransigente, poco política. 

Y su vendetta mafiosa contra la población en las alcaldías donde no ganó Morena en la reciente elección al subir las tarifas del consumo de agua en un 35% la presentan muy pero muy impopular. 

¿Qué hacer con “la corcholata” Sheinbaum? 

Tal vez si pavimentara las vías primarias que le corresponden, si sus policías y agentes de tránsito dejaran de extorsionar, si hubiese una campaña de reforestación, si… 

Pero no. No’más no. 

La mala leche de Eduardo Tricio Haro 

Muchos recursos han desplegado Eduardo Tricio Haro y Andrés Conesa Labastida en una campaña negra en contra de Servicios a la Navegación en el Espacio Aéreo Mexicano, dependencia de Infraestructura, Comunicaciones y Transportes a la que conocemos por sus siglas SENEAM. 

Y es que, no obstante que desde hace dos semanas ha habido reuniones de toda la industria aeronáutica –dos de ellas presididas por el titular de la SICT y las otras dos por el degradadito subsecretario Rogelio Jiménez Pons (a) El Frijolito por aquella película en la que participó cuando niño– en las que el tema fue la necesidad de desahogar el AICM… 

… no obstante que en esas reuniones las aerolíneas reconocieron que a veces tienen retraso de hasta cuatro horas por incumplimiento de sus planes de vuelo… 

… o porque aducen falta de personal y otros motivos…  

… el problema persiste por culpa de las propias aerolíneas… 

… Aeroméxico, en especial. 

Y es Aeroméxico, presidida por el productor de lácteos Tricio Haro y teniendo como brazo ejecutor a Conesa Labastida la que más problemas causa. 

Viva Aerobuús y Volaris ya aceptaron enviar más vuelos al AIFA para desahogar al AICM. 

Aeroméxico se resiste y continúa pidiendo más y más vuelos en el AICM, pese a que están conscientes de la saturación. 

Sólo para ejemplificar: después de que se conoció el documento de saturación del AICM, Aeroméxico pidió 40 vuelos más para la pasada Semana Santa, mismos que le autorizó el director del aeropuerto, Carlos Morán, a quien también degradaron de la subsecretaría de Transportes. 

En las reuniones arriba mencionadas les informaron a las aerolíneas que, si no cumplen con los horarios de sus planes de vuelo, éstos serán cancelados. 

Y eso causó la molestia de los representantes de Aeroméxico, por lo que se han dedicado a atacar al SENEAM, a la reordenación del espacio aéreo y muy en particular a los heroicos controladores aéreos. 

Valga el dato: Aeroméxico es la que tiene mayor número de retrasos en sus salidas y llegadas, así como el mayor número de quejas ante la Profeco. 

Y para los ataques de Aeroméxico al SENEAM, a la reordenación del espacio aéreo utiliza a algunos pilotos y a “líderes” sindicales que tienen más de 20 años de no controlar y de no conocer las nuevas técnicas y equipos que se utilizan para ello. 

La línea aérea que ¿va para arriba? 

¿De verdad? 

Indicios 

Es de resaltar la solidaridad que AMLO mostró en su reciente periplo por América Central y el Caribe con los pueblos hermanos tan necesitados, pero tal debería darse después de cumplir con los compromisos que contrajo con la sociedad mexicana al hacerse cargo del Ejecutivo Federal. Muchos recursos que deberían aplicarse aquí se desviarán hacia gobiernos que no tienen la mejor fama en cuanto a honestidad se refiere, por lo que acabarán en los bolsillos de los actuales líderes políticos de los países visitados. Ya lo verá usted. * * * ¿Sabe usted qué otra cosa le hace falta a Claudia Sheinbaum y que no debe quedarse en el tintero? ¡Honestidad intelectual! Dio apenas muestras de esa carencia al esconder el tercer informe de la empresa noruega DNV a la que ella misma contrató, deshaciéndose en elogios, para que dictaminara las causas del accidente fatal de la Línea 12 del Metro de CDMX. * * * Y por hoy es todo. Le agradezco la lectura de este texto y, como siempre, le deseo ¡buenas gracias y muchos, muchos días! 

Columnas