Energía: AMLO es Jekyll & Hyde * ¿Traicionó a la Patria? * ¿Reelección? No. Ya está chocheando

Energía: AMLO es Jekyll & Hyde * ¿Traicionó a la Patria? * ¿Reelección? No. Ya está chocheando

ÍNDICE POLÍTICO 

FRANCISCO RODRÍGUEZ 

 

 

Energía: AMLO es Jekyll & Hyde * ¿Traicionó a la Patria? * ¿Reelección? No. Ya está chocheando 

 

 

¿Qué sucede cuando un político, como Andrés Manuel López Obrador casi siempre tiene dos puntos de vista diametralmente opuestos sobre un mismo tema?  

¿Qué pasa cuando su perorata “mañanera” difiere de lo que dijo algunos días atrás? 

¿Qué pasa cuando cambia constantemente de opinión?  

Como en El Extraño Caso del Dr. Jekyll y el Sr. Hyde, novela del afamado Robert Louis Stevenson, AMLO puede pasar, en un mismo día, de ser respetable y concertador caballeros, a un necio, cerrado y cada vez más nocivo para la sociedad.  

En medio de la crisis energética que actualmente enfrenta el país, por ejemplo, algo de lo que Stevenson escribió en 1886 es perceptible en el principal actor de la política a la mexicana. 

Por un lado, el presidente de la República y sus colaboradores en el gobiernito están mostrando ahora una cara amable y más abierta al diálogo que en los últimos meses y, de ser cierta esa actitud, eso es digno de reconocimiento.  

En el reciente Foro de las Principales Economías sobre Energía y Clima organizado por la Administración de Joseph Biden, AMLO dio marcha atrás a sus críticas a las energías limpias y resaltó que desde hace poco más de 15 días, ha celebrado diálogos y compromisos con 17 empresas estadounidenses del sector energético para garantizar inversiones destinadas a generar mil 854 megawatts de energía solar y eólica.  

 

 

¿Traicionó AMLO a la Patria? 

Ahí asomó el doctor Jekyll, quien además dijo que derivado de estos acuerdos con los industriales gabachos se explora la creación de parques solares en la frontera de México con Estados Unidos, así como la construcción de redes de transmisión de energía que permitan exportar energía eléctrica a California y a otros estados de la nación vecina. 

Pero en el fondo AMLO y su señor Hyde, ya lo sabemos, están en contra de las energías limpias y de las inversiones extranjeras en ese sector. Si no, ¿por qué insistió tanto en que se los legisladores le aprobaran su contrarreforma eléctrica lo que, finalmente, le fue negado? 

¿Por qué llamar traidores a la Patria a los diputados que la votaron en contra? ¿Por qué la denuncia penal enderezada por el controversial Mario Delgado en contra de ellos? 

¿Qué va a pasar con esa acción ante la Fiscalía?  

¿Va a retirarla el dirigente formal de Morena o, por haber pactado con los empresarios gringos –como lo ha venido haciendo y como presumió en el foro virtual ante líderes políticos de 17 naciones– AMLO también va a ser denunciado por traicionar a la Patria en su papel de Doctor Jekyll? 

No tardará en salir a flote el señor Hyde para negar todo lo que hace unos días AMLO dijo en el Foro coordinado por su asiduo visitante John Kerry. Ya lo verá usted. 

Todo esto nos lleva a preguntarnos a qué juega AMLO y a qué cara debemos prestarle atención.  

¿Le creemos al respetable Jekyll o al temible Hyde? 

¿Le creemos al instinto negociador, que antepone el interés del país, o al político innato que en toda oportunidad busca el rédito político, así se lleve de patas al país? 

Y quizá la pregunta más importante:  

¿Sabrá el propio AMLO a qué cara de sí mismo creerle? 

Usted, ¿qué piensa? 

 

 

Indicios  

 

 

La historia es cíclica. Igual que a AMLO a Carlos Salinas de Gortari los beneficiarios de sus “ayudas” económicas le pedían que se quedara en la Presidencia de la República seis años más. Al que se decía de Nuevo León, sin serlo, le redituaba su programa Solidaridad; al tabasqueño, su Bienestar. Eso sí. Nadie, absolutamente nadie, le pidió a Ernesto Zedillo, a Vicente Fox, a Felipe Calderón ni a Enrique Peña que repitieran. Por el contrario. Hasta los beneficiarios de sus respectivos programas electoreros los querían fuera cuanto antes. * * * Por cierto que ante la petición de reelección la respuesta del oriundo de Tepetitán fue “ya estar chocheando”. ¿Y la Constitución? No. A él no le salgan con eso de que la ley es la ley. * * * Y por hoy es todo. Gracias por acompañarme leyendo estas líneas. Y como siempre, ya sabe usted que le deseo ¡buenas gracias y muchos, muchos días! 

 

 

https://www.indicepolitico.com
indicepolitico@gmail.com
@IndicePolitico
@pacorodriguez 

 

Columnas