El ahuehuete de reforma más muerto que vivo

El ahuehuete de reforma más muerto que vivo

El árbol ahuehuete que se plantó en Reforma en la Ciudad de México (CDMX), en sustitución de la palmera que se retiró debido a que murió, se estaría secando de acuerdo con diferentes fotos.

Las fotos difundidas en redes sociales muestran que a poco más de una semana de ser plantado en Reforma, el ahuehuete ha comenzado a presentar señales de que se estaría secando.

Lo anterior debido a que el follaje del ahuehuete plantado en la antigua Glorieta de la Palma, en Reforma, ha tomado tonos marrones que apuntarían a que la planta se estaría secando.

Sin embargo, la Secretaría del Medio Ambiente de la CDMX informó, a través de la Dirección del Sistema de Áreas Naturales Protegidas y Áreas de Valor Ambiental, que el amarillamiento de su follaje es “parte de su proceso de adaptación”. Cabe recordar que este ahuehuete, de 20 años de edad y 12 metros de altura, fue trasladado desde Nuevo León hasta la Ciudad de México.

De igual manera, la Secretaría anticipó que el ahuehuete perderá entre un 30 y un 40 por ciento de su follaje en los próximos dos o tres meses.

Además de la observación y el riego continuo que las autoridades le han brindado al también conocido como el ‘Guardián de las y los desaparecidos’, la Sedema informó que, previo a su plantación, el suelo de la glorieta en la que fue colocado recibió tratamiento preventivo, el cual consistió en la aplicación de biológicos y sustratos para el adecuado desarrollo de la raíz del ahuehuete.

CDMX