EE.UU., a 27 de octubre de 2021.-Las pruebas de ADN extraído del cuero cabelludo del jefe indígena de la tribu de los sioux Tatanka Iyotanka, más conocido como Toro Sentado, demostraron que un descendiente vivo que afirmó que era su bisnieto efectivamente lo es, según un estudio publicado este miércoles en la revista especializada Science Advances.

Esto es especialmente relevante porque se trata de la primera vez que se utiliza ADN antiguo para confirmar una relación familiar entre individuos vivos e históricos, de acuerdo al profesor Eske Willerslev, de la Universidad de Cambridge (Reino Unido).

 

Extraído de EFE Noticias.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *