Por décadas, la historia del rock había acusado a sir Paul McCartney de ser el responsable de la ruptura de los Beatles. Ahora, más de 50 años después del fin de la banda, el músico revela que, en realidad, fue John Lennon quien primero quiso salir del grupo.
“Yo no instigué la división. Lo hizo nuestro Johnny”, dijo McCartney en una extensa entrevista de BBC que se transmitirá a finales del mes.
Al recordar lo que llamó el “período más difícil” de toda su vida, McCartney reveló que quería que el grupo continuara, especialmente porque después de solo ocho años juntos, todavía estaban creando “cosas bastante buenas”.
“Esta era mi banda, este era mi trabajo, esta era mi vida, así que quería que continuara”, sostuvo el artista inglés.
McCartney considera que si Lennon no hubiera renunciado, la carrera de la icónica banda podría haber durado muchos años más.
“Podría haber sido [más larga]. El punto es que John estaba haciendo una nueva vida con Yoko [Ono] y quería (…) estar en la cama durante una semana en Ámsterdam para tener paz. No puedes discutir con eso”, sostuvo el cantautor a BBC.
El bajista de la banda puso de relieve, sin embargo, que no responsabiliza a Yoko Ono por el fin de los Beatles.
Los rumores de que McCartney fue el responsable de la separación del cuarteto de Liverpool surgieron a raíz de que, en 1970, dijo en una entrevista que los Beatles ya no existían. En aquel momento, el grupo ya estaba separado, pero la decisión todavía no se había hecho pública. El cantante también fue acusado de dañar a la relación entre los cuatro miembros de la banda al involucrar abogados en sus contiendas.
“Tuve que lidiar con eso porque eso era lo que veía la gente. Todo lo que pude hacer es decir que no”, compartió.
La entrevista completa con McCartney se transmitirá en el nuevo programa This Cultural Life de la radio BBC 4 el próximo 23 de octubre.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *