Proyecto REByC II-LAC, sostenibilidad y aprovechamiento

CDMX 3 de marzo del 2021.-La pesquería de camarón ocupa el segundo lugar en volumen y representa el 45% del valor de la producción pesquera nacional, y en Campeche es una de las actividades más representativas.

Sin embargo, el arrastre de fondo, principal método de captura del camarón es un sistema que provoca impactos al ecosistema, pues al capturar especies distintas al camarón, afecta la diversidad biológica alterando también a la cadena alimenticia e inclusive los fondos marinos.

Por ello, el Instituto Nacional de Pesca y Acuacultura (Inapesca) en coordinación con la Organización de las Naciones Unidas para la Alimentación y la Agricultura (FAO), impulsa el proyecto de Gestión Sostenible de Captura Incidental en Pesquerías de Arrastre en América Latina y el Caribe (REBYC-II LAC), en busca de que la pesca de camarón sea sostenible, minimizando descartes y daños en el fondo marino a través de mejoras en el marco regulatorio, en tecnologías de captura y en desarrollo de procesos para la transformación de recursos que hasta ahora eran tomados como descarte.

/cms/uploads/image/file/635204/tema_3._Mejoras_artes_de_pesca.jpg

Foto: Cortesía del “Proyecto REByC-II LAC México”

Asimismo, el Inapesca impulsa proyectos para hacer de esta una pesquería sustentable y en conjunto con los diversos actores del sector productivo propone soluciones como el “Plan de manejo pesquero de camarón rosado de la sonda de Campeche” y el “Plan de Manejo Pesquero de camarón siete barbas en las costas de los estados de Campeche y Tabasco”.

/cms/uploads/image/file/635205/camaron.jpg

También en el marco del proyecto REByC-II LAC, el Inapesca en conjunto con el Fideicomiso de investigación para el desarrollo del Programa Nacional de Aprovechamiento del atún y Protección de delfines y otros recursos (FIDEMAR), ha puesto en marcha el Programa de Observadores a Bordo cuya importancia radica en la obtención de información sobre la composición y la variación de la captura incidental en el Golfo de México, que sirve para generar una línea base para evaluar los cambios que han generado las estrategias de pesca implementadas, incluyendo nuevos diseños de equipos de pesca para disminuir el impacto de la pesquería sobre el medioambiente.

Deja un comentario