CDMX 26/10/ 2021.- La Fiscalía del Estado de Jalisco sumó dos casos más de menores que desaparecieron de sus hogares luego de contactarse con desconocidos mediante videojuegos en línea.

Después de que las autoridades ministeriales reportaran al menoscinco investigaciones previas, la semana pasada también fueron localizadas dos adolescentes que habían viajado a Sinaloa y Chiapas.

Con ello suman al menos siete indagatorias de ese tipo en Jalisco, así como una Carpeta de Investigación más amplia que incluye ausencia de personas en relación con juegos de video y otras plataformas como redes sociales.

Gerardo Octavio Solís Gómez, fiscal de la entidad, hizo un llamado para que los padres de familia vigilen las actividades recreativas de sus hijos y estén atentos a sus interacciones con quienes no conocen, pero comparten el juego en línea.

“Esto es un trabajo de una corresponsabilidad de gobierno y ciudadanos, particularmente por lo sensible de los menores, hacer un llamado a todos los padres de familia para que pudieran estar un poco más al pendiente de la manera como interactúan sus hijos con estos videojuegos”, dijo el funcionario en la conferencia semanal a medios.

En el primero de los últimos casos, el fiscal reportó que una menor de la colonia Álvarez del Castillo, en el municipio del Salto, fue denunciada como desaparecida el 21 de octubre pasado.

La chica de 17 años, con iniciales AMFV, fue contactada por un joven mediante el videojuego Free Fire y salió de casa rumbo a Tijuana, Baja California, donde planeaba encontrarse con el desconocido. Pero las investigaciones lograron ubicarla en Culiacán, Sinaloa, el 22 de octubre, donde fue interceptada y posteriormente devuelta a casa.

Otra adolescente de 14 años, originaria de la colonia Valle del Sol, en Zapopan, llevaba casi cuatro meses reportada como desaparecida, pues sus familiares interpusieron la denuncia el 29 de junio de este año.

No fue sino hasta el 22 de octubre reciente que autoridades de Chiapas colaboraron a localizarla en la ciudad de Tuxtla Gutiérrez. Agentes de la Fiscalía de Jalisco se trasladaron al sureste mexicano y regresaron a la menor a su hogar.

En las mismas circunstancias conoce a otro sujeto, en otro estado de la república, y también de manera voluntaria, libre y espontánea, decide trasladarse hacia aquel lugar”, dijo Solís Gómez sobre las desapariciones relacionadas con videojuegos.

Cabe destacar que la fiscalía jalisciense ya había advertido del esquema el pasado 12 de octubre, cuando informó que dos jóvenes fueron invitadas a dejar su hogar luego de contactar con desconocidos en línea.

Una de ellas se reunió en Nayarit con alguien que conoció mediante el juego Free Fire y la otra menor fue enganchada a través de redes sociales para llegar hasta Guatemala, aunque también se le interceptó en Chiapas.

El fiscal reiteró que los padres de familia deben establecer mecanismos de regulación interna para un uso de videojuegos que no ponga en riesgo la integridad de los menores. Advirtió que del otro lado de la interacción pueden estar adultos haciéndose pasar por menores o, que manifiesten abiertamente que se trata de personas mayores de edad.

No son suficientes los esfuerzos si los padres de familia no están llevando a cabo la supervisión adecuada de estos menores, qué tipo de juegos utilizan, con quién están interactuando si han recibido algún tipo de propuesta de cualquier naturaleza.

“Porque es materialmente imposible que la autoridad pueda estar al pendiente de todos y cada uno de los lazos que establecen los jóvenes entre sí, con el ánimo de interactuar a través de juegos y de redes sociales”, advirtió.

Un día antes del caso entre Jalisco y Sinaloa, la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana lanzó un decálogo de ciberseguridad para evitar que niñas, niños y adolescentes sean captados por delincuentes mediante videojuegos por internet.

Las autoridades mexicanas han destacado que la profundidad de la información personal, que puede recabarse de los jugadores, ha sido aprovechada por los reclutadores narco que busca a los menores de edad para emplearlos como halcones y/o vigilantes.

Los videojuegos como Free FireCall of DutyGears of War y Grand Theft Auto V son sólo un ejemplo de una práctica generalizada.

De acuerdo con el gobierno de México, es posible, para los reclutadores, detectar los perfiles que indican una mayor predisposición a la violencia debido a la información que comparten los menores sobre ellos.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *