La presidenta de la Mesa Directiva, Olga Sánchez Cordero, aseguró que al conmemorar los 100 años de la Secretaría de Educación Pública (SEP), el Senado de la República celebra la educación de millones de mexicanas y de mexicanos que tuvieron el privilegio de formarse en las escuelas públicas.  

 

La SEP, asentó la senadora, otorgó a estos mexicanos la gran oportunidad de prepararse para una auténtica y real movilidad social. 

 

Durante la Sesión Solemne en la que se develó, en el Muro de Honor del Senado, la leyenda: “2021, Año Del Centenario de la Creación de la Secretaría de Educación Pública”, asentó que se trata de una institución que le ha dado los elementos al país para impulsar la libre manifestación de las ideas y el pluralismo. 

 

“Celebramos 100 años de la concreción de una idea que, desde su inicio, se caracterizó por su amplitud e intensidad”, expresó.  

 

Sánchez Cordero destacó que, con la organización de cursos, apertura de escuelas, edición de libros y la fundación de bibliotecas, la Secretaría de Educación Pública fortaleció al proyecto educativo nacionalista. 

 

La importancia del decreto que creó a la SEP fue que la educación, al menos la impartida por el Estado, sería libre, laica y pública. Con ese rescate de lo público, enfatizó la senadora, se dio pie a una de las instituciones más importantes de la historia de México. 

 

Se trata de la institución que sostiene la educación de la mayoría de las mexicanas y los mexicanos, y que aporta al país la política en la materia. “¡Felices 100 años a la SEP en nuestro país!”, expresó la legisladora. 

 

La senadora Antares Vázquez Alatorre, presidenta de la Comisión de Educación, dijo que, a 100 años de la creación de la SEP, es indispensable recordar sus orígenes, retomar su espíritu innovador y de construcción permanente para profundizar la sólida transformación de nuestro país, en un México impulsado por los ideales revolucionarios de justica social. 

 

La educación, asentó, mantiene una relación dialéctica con todos los sectores sociales y es un espejo de sus características y problemas, pero también una herramienta para cambiar su realidad. 

 

Recordó que la educación pública en México surgió en 1867, a raíz de que Benito Juárez instruyó la formación de una comisión para cimentar el conocimiento científico, la técnica y desestimar la educación religiosa, en la que Gabino Barreda formó parte. 

 

Agregó que, con la llegada de Porfirio Díaz al poder, se construyeron escuelas secundarias y de agricultura, se formaron maestros, se redujo la anarquía en el sector y en 1905 se creó la Secretaría de Instrucción Pública y Bellas Artes. 

 

Pero fue hasta el 3 de octubre de 1921, cuando se creó la Secretaría de Educación Pública, la cual, logró la institucionalización y regularización de la función educativa del Estado Mexicano, además de que José Vasconcelos incluyó temas culturales, artísticos y morales. 

 

La secretaria de Educación Pública, Delfina Gómez Álvarez, dijo que con esta distinción se rinde homenaje no solamente a la SEP, sino a la historia educativa del país y a todos los que lucharon día con día por mejorarla. 

 

El honor que el Senado de la República concede con este ilustre gesto, expresó, “nos motiva a continuar con mayor empeño y dedicación, y las maestras y maestros, sabremos estar a la altura de la encomienda que nos ha sido otorgada”. 

 

La pandemia, recordó, nos deja claro que sólo a través del trabajo en equipo se podrá transformar al país y mejorar la calidad educativa; por eso “el equipo de la SEP se pone a sus órdenes”. 

 

En este sentido, Delfina Gómez puntualizó que la educación debe actualizarse constantemente, por lo que las maestras y maestros están dispuestos a afrontar el reto con determinación, para formar mexicanas y mexicanos íntegros, respetuosos de la ley  y comprometidos con un mejor país. 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *