Ciudad de México, 10 de noviembre de 2021.- Durante la conferencia de prensa matutina de este lunes, Marcelo Ebrard Casaubón, secretario de Relaciones Exteriores (SRE), aseguró que más de 47 países respaldaron la propuesta deL presidente Andrés Manuel López Obrador ante el Consejo de Seguridad de la Organización de Naciones Unidas (ONU) sobre la implementación de un “Plan Mundial de Fraternidad y Bienestar” para atender las necesidades de 750 millones de personas pobres.

“Se inscribieron para participar en una primera ronda más de 47 países, hay un gran interés, desde ese pronunciamiento. Numerosas organizaciones regionales, países, están haciendo contacto con nuestras representaciones diplomáticas para participar en la elaboración del plan que se comentó, que el presidente propuso y que tiene como objetivo que 750 millones de personas de todo el mundo, reciban el apoyo de la comunidad internacional”

Por lo pronto, lo que se ve, es una reacción de mucho interés, de una apelación ética a todos los países, fundamental, de no seguir permitiendo o pensando que esa es la normalidad, porque si llegamos a eso se llama cinismo, desigualdad y desesperanza. Pensamos que vamos a tener mucha participación, añadió el canciller.

Además, el canciller mencionó que no se trata de un programa para asignar fondos a los gobiernos sino a las personas, por lo que los recursos deberán ser entregados de manera directa a los beneficiarios.

“Se tiene la capacidad instalada, ahí está el Banco Mundial, el Fondo Monetario Institucional, hay muy diversas instituciones que pueden llevar a cabo esto, si alguien alega que no se puede está mintiendo, es un tema de voluntad y organización”, sostuvo.

Desde la sede de la ONU, el presidente López Obrador explicó que el fondo se puede financiar mediante el cobro de una contribución voluntaria anual del 4% de sus fortunas a las 1000 personas más ricas del planeta; una aportación similiar por parte de las 1000 corporaciones privadas más importantes por su valor en el mercado mundial y una cooperación del 0.2% del PIB de cada uno de los países integrantes del G20.

De cumplirse esto, señaló el mandatario mexicano, los recursos que se obtendrían serían de aproximadamente 1 billón de dólares.”Los recursos de este fondo deben llegar a los beneficiarios de manera directa, sin intermediación alguna, porque cuando se entregan fondos supuestamente para ayudar a los pobres, a Organizaciones de la Sociedad Civil, en muchos casos, ese dienero se queda en aparatos burocráticos, en pagar oficinas de lujo, en mantener asesores o se desvía y termina por no llegar a los beneficiarios”.

Por otro lado, el canciller informó que el próximo 18 de noviembre, el presidente Andrés Manuel López Obrador regresará a Estados Unidos para reunirse con los dirigentes norteamericanos Joe Biden (EEUU) y Justin Trudeau (Canadá).

De acuerdo con lo detallado por el funcionario, el encuentro entre los mandatarios se llevará a cabo en Washington D.C., ciudad que el tabasqueño visitó en julio de 2020 cuando fue invitado por el entonces presidente estadounidense Donald Trump.

“Se va a llevar a cabo la novena cumbre, le corresponde a Estados Unidos. Se trataría de la primera reunión presencial del presidente López Obrador con el presidente Biden y el primer minustro Trudeau, de Canadá. Sería la primera reunión trilateral a nivel de jefes de Estado desde hace cinco años”, adelantó el canciller.

“Esta cumbre está programada para el día 18 de noviembre, la próxima semana, tendrá verificativo en Washington. Vamos a tener aproximadamente 2 horas de reunión en la cumbre trilateral”, precisó.

Tomado de Infobae

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *