Imposiciones le pegan a MORENA

José Antonio Cuéllar M.

 

Puebla, Puebla a 6 denoviembre, 2017.- La imposición de “coordinadores de organización” de MORENA, directamente por el tabasqueño Andrés Manuel López Obrador, dueño y señor del partido político, ha generado malestar en la militancia que tenía esperanza en contar con candidatos competitivos y que además se identificarán con un pensamiento pro izquierdista.

Andrés Manuel López Obrador, ha decidido relegar a la militancia y dar prioridad a políticos pro liberales, sin importar lo que la militancia piense y quiera.

Puebla, es ejemplo de lo que acontece con MORENA. El senador Luis Miguel Barbosa, fue impuesto como coordinador estatal, poniéndolo en la antesala de la candidatura al gobierno del estado. El oriundo de Tehuacán, militó en el PRI, y luego en el PRD. Hoy, le doró la píldora a Andrés Manuel López Obrador, como en su momento lo hizo con los perredistas.

El método para legitimar la imposición de Barbosa, fue hacer creer que habría un proceso democrático, pero no fue así, y de ello puede dar cuenta el exrector de la UDLAP Enrique Cárdenas Guzmán, quien fue engañado por Andrés Manuel que le prometió la candidatura estatal, pero no le cumplió. AMLO  se sacó de la manga una encuesta que no convenció ni a Guzmán ni tampoco Abelardo Cuéllar, otro de los aspirantes.

Otro malestar de la militancia es que la expriista Nancy de la Sierra,  ha sido considerada para una candidatura al senado de la república. Se preguntan los militantes ¿Cuál es el mérito de la esposa del alcalde de San Pedro Cholula para ser apuntada en la lista de posibles candidatos?

Los verdaderos militantes de MORENA, como los chinitos, solo miran y miran, pero no se les toma en cuenta.

Hay militantes que por convicción se sumaron a MORENA, y han trabajado, y aportado recursos económicos de sus bolsillos, y hoy ven que Andrés Manuel López Obrador regala posiciones a oportunistas y arribistas.

A nivel nacional el exgobernador de zacatecas Ricardo Monreal, optó de plano por abrirse y dejar constancia de la práctica del “dedazo” de AMLO, quien decidió imponer a una de sus incondicionales como candidata para la Ciudad de México, y esto mismo está sucediendo en otros estados del país.

Los últimos sondeos indican que MORENA va a la baja, y esto no es casual, se explica que son los estragos por las imposiciones, una práctica que no ha logrado superar Andrés Manuel López, no hay que olvidar que él militó en el PRI, y conoce los vicios y mañas de un Sistema Político que ha dañado a la sociedad mexicana.

Es lamentable que quienes confiaron en el proyecto de MORENA, hoy vean que en este partido impera el influyentismo, amiguismo, nepotismo, patrimonialismo y clientelismo.

En el discurso se la pasa hablando de la “mafia” a la cual le echa la culpa de todo, pero en los hechos, y al interior de MORENA, él manda, es la ley, y quien no está de acuerdo, es relegado, tal y como sucedió con el exgobernador de Zacatecas y máxima autoridad en la delegación Cuauhtémoc de la Ciudad de México Ricardo Monreal; que mejor se abrió y está a un paso de abandonar MORENA; y del  exrector de la UDLAP Enrique Cárdenas, que de plano mandó a volar a Andrés Manuel que le resultó un mentiroso.