EL CONVENIO ENTRE LA SECRETARÍA DE GOBERNACIÓN Y EL ESTADO DE CHIHUAHUA ES HONORABLE: NAVARRETE PRIDA

Los acuerdos signados entre la Secretaría de Gobernación y el Gobierno de Chihuahua, son honorables y eliminan y clarifican el problema que había entre los dos niveles de gobierno, aseguró Alfonso Navarrete Prida.

“No negociamos entregar 900 millones en la Federación, ni negociamos ir en una persecución política sobre un exgobernador, el Gobierno de la República no utiliza sus instrumentos para hacer campaña política”, aclaró.

El Secretario Navarrete Prida destacó que este acuerdo logra dar carpetazo a un movimiento que ningún mexicano queríamos, se logró resolver con un diálogo que nunca se rompió. “Eso se llama gobernabilidad y es una responsabilidad de la política interior. Creo que la función de la Secretaría de Gobernación es esta, y la estamos cumpliendo con toda claridad y de frente a la sociedad”, precisó.

Enfatizó que el acuerdo signado la noche del pasado sábado termina por clarificar un problema entre dos niveles de gobierno y como se dijo: “no queremos ver a un gobernador marchando, lo queremos ver dialogando y llegando a acuerdos. Lo que finalmente ocurrió”.

El también responsable de la política interior del país dijo que para el Gobierno de la República el conflicto con el gobierno de Chihuahua “nunca fue un tema de campañas políticas”. Por el contrario –indicó- “desde un principio se atendió con toda seriedad, con argumentos y de muy buena fe”.

Asimismo, reiteró que la actitud del Gobierno Federal frente a dicho conflicto debe de quedar muy en claro para la sociedad: “no hay ninguna intención de Gobierno de la República por estar utilizando los instrumentos que tiene a su alcance para hacer campaña política alguna”.

En entrevista con Milenio TV, resaltó el titular de esta dependencia que con diálogo se logró resolver, a través de cuatro puntos la problemática. El primero, apuntó, México ha firmado convenios y tratados internacionales en materia de extradición, estas son obligaciones de carácter constitucional que no están sujetas a negociación, por ello, en el caso del ex gobernador chihuahuense, César Duarte, la Administración Federal fungirá como coadyuvante.

El segundo acuerdo, comentó el Secretario de Gobernación, el gobierno estatal de Chihuahua se comprometió a trasladar a un procesado a un penal federal, esto, subrayó, permitirá que se investigue el delito de tortura y se castigue a quienes resulten responsables. “Un organismo internacional identificará bajo el protocolo correspondiente, si existe o no existe evidencia de dicha acusación”, dijo.

En el tercer punto, el gobierno de Chihuahua entregará a una instancia ministerial federal las carpetas de investigación solicitadas en relación a un supuesto desvío de recursos federales para un partido político, informó el Secretario Navarrete Prida.

Finalmente, anunció que en el cuarto tema se logró acordar que la Secretaría de Hacienda y el gobierno estatal formalicen la entrega de recursos que había quedado pendiente el año anterior.