CNS PRESENTA PRIMER PROTOCOLO DE ACTUACIÓN DE LA POLICÍA FEDERAL

Durante la presentación del primer Protocolo de Actuación de la Policía Federal sobre el Uso de la Fuerza, en representación del Comisionado Nacional de Seguridad, Lic. Renato Sales Heredia, el Lic. Alejandro Chanes Ortiz, Jefe de la Oficina del Comisionado Nacional de Seguridad, aseveró que será el instrumento para garantizar la vigencia del estado de derecho y construir soluciones en materia de seguridad ciudadana.

 

En el acto protocolario que se realizó en las instalaciones del Museo de la Policía Federal, el Lic. Chanes Ortiz, recordó que este protocolo “responde a la necesidad de contar con ordenamientos claros, explícitos y transparentes para nuestro policías federales”.

 

En su oportunidad, el Comisionado General de la Policía Federal, Manelich Castilla Craviotto destacó que el personal de la corporación conjuntó a grandes talentos en materia de derechos humanos, sumando capacidades con policías de carrera, juristas y académicos reconocidos, para generar un documento integral  y armónico respetando los más altos estándares internacionales que regulan el uso de la fuerza y el sistema internacional de los derechos humanos.

 

Añadió que este documento tiene como finalidad brindar certeza jurídica y transparencia a la ciudadanía en relación con el uso de la fuerza que realicen las y los integrantes de la Policía Federal en el ejercicio de sus funciones, con lo cual se deberá procurar causar el mínimo daño que sea posible preservando la vida humana e integridad personal, ponderando la propia, la de terceros y la de quienes se consideren como destinatarios o sujetos de la misma, incluso antes del uso de la fuerza potencialmente letal.

 

De acuerdo con el Protocolo de Actuación de la Policía Federal sobre el Uso de la Fuerza, publicado el día de hoy en el Diario Oficial de la Federación, las y los policías federales deberán ejercer moderación y actuar en proporción de la agresión recibida o la resistencia encontrada y al objetivo legítimo que se busca; reducir al mínimo los daños y lesiones, así como respetar y proteger la vida humana, y proceder de modo que se presten, lo antes posible, asistencia y servicios médicos a las personas heridas o afectadas.

 

A este evento asistieron los titulares de la Secretaría General,  Asuntos Internos y de las divisiones de la Policía Federal.